Un porcentaje de estos animales sembrados en las lagunas de la Unerg son destinados a la docencia, investigación y extensiónUn lote de 20 ejemplares de cachamas fueron donados al Centro de Producción Piscícola de la Universidad Rómulo Gallegos por el Instituto Nacional de Investigaciones Agrícolas, Inia,  gracias a un convenio establecido con esta Institución por una comisión encabezada por el rector Ramón Antonio Galindo, quien desde su llegada al rectorado de esta casa de estudios ha fortalecido las estrategias en materia de docencia, investigación y extensión.
Cabe destacar que el doctor José Manuel Amundaray, director de la Secretaría a la Presidencia del Inia, estuvo en días pasados en la Unerg en compañía de personeros del convenio Cuba-Venezuela de Casas de Cultivos y representantes del Centro Nacional de Investigaciones Agropecuarias,  a objeto de intercambiar ideas acerca de la construcción de casas de cultivo en la Institución de Educación Universitaria.

    Al momento de la plantación de los animales en las lagunas del Centro Piscícola, el decano del Área de Ingeniería Agronómica, doctor Oel Flores, precisó que  las cachamas, de línea Guanapito con 6 kilogramos de peso cada una, sustituirán a las antiguas reproductoras.

    Detalló el decano Flores que los ejemplares vírgenes, como es el caso, tienen una vida útil reproductiva de 5 a 6 años. Además, precisó que durante el restante del mes de octubre hasta marzo se someterán a un proceso de adaptación con el fin de que, a partir del año que viene, estén óptimos para reproducirse y contar con la disponibilidad de alevines (crías recién nacidas de peces) para los pequeños y medianos productores del estado Guárico.

    El profesor César Noguera, coordinador de la estación Piscícola “Doctor Armando Gámez” explicó, conjuntamente con Carlos Hernández, director encargado del Programa de Producción Animal, que por lo general, se calcula la cifra de 100 mil huevos por peso vivo del animal lo que se traduciría en unas 600 mil unidades para el momento de la reproducción. Aclararon que se debe tomar en cuenta que dentro de esta cifra el porcentaje de mortalidad es de 30 a 40 por ciento.

    Por su parte, el profesor Edgar Pérez, jefe del departamento de Ciencia Animal, declaró que la llegada de esta especie permitirá a los profesores-investigadores tener los elementos básicos para los estudios que se realizan a diario en la Universidad. “A través de esta actividad se sigue fomentado la investigación; además del engrandecimiento de la estación Piscícola para garantizarle a todos los productores del estado y del País suficientes alevines”, aseguró.